+120 Frases de motivación cortas

Si sientes que estás teniendo un mal día, que estás pasando una mala racha o que necesitas un poco de inspiración, más abajo te traigo las mejores frases cortas de motivación personal. ¡Seguro que te ayudan a recuperar el ánimo!

Da igual si eres un niño, estudiante o adulto: la psicología positiva ha demostrado que una simple frase motivadora es capaz de cambiar por completo el estado de ánimo de una persona. A veces, un pensamiento alentador es suficiente para mejorar tu autoestima, subirte el ánimo y darte la confianza que necesitas para perseguir tus sueños. Pero eso sí, si quieres que estas reflexiones tengan el máximo efecto sobre ti, no olvides leer los consejos que te dejo al final del todo.

Dicho esto, ¡pasemos a ver las frases!

Frases motivadoras cortas

La imaginación es un superpoder que borra cualquier límite.

Cree en ti mismo. Inténtalo. Arriesga.

Puedo equivocarme de mil formas, pero nunca me equivocaré rindiéndome.

Solo aquel que arriesga puede ganar.

En la sencillez se encuentran las cosas más bellas.

Tu mejor maestro son tus peores errores.

Una frase muy motivadora que muestra la visión optimista de aquellos que no se lamentan cuando fallan, sino que aprovechan sus errores para aprender y volver a intentarlo siendo más sabios.

Hay quienes se quejan del huracán, y hay quienes deciden volar sobre él.

El esfuerzo duele, pero conseguir aquello que deseas hace que merezca la pena.

En la vida todos sufrimos: lo importante es cómo afrontamos ese sufrimiento.

Si no tienes sueños, nunca podrás volar.

A veces, perdemos más por quedarnos inmóviles que por seguir a nuestro corazón.

Como el éxito no llamaba a mi puerta, salí a buscarlo.

Esta frase corta nos recuerda que para conseguir algo no podemos quedarnos sentados en el sofá. Hay que levantarse, enfrentarse a las dificultades y solo así lograremos lo que nos hemos propuesto. ¿A que es muy bonita?

Mi destino no está escrito, porque yo escribo mi destino.

Una persona que vive enfadada es una persona que no podrá tomar buenas decisiones, hacer amigos ni saborear los pequeños momentos de la vida.

Pensar en grande: ese es el secreto.

Si no empiezas a correr, no puedes llegar a la meta.

Mírate al espejo y sonríe. Si notas que tu sonrisa es forzada, significa que debes cambiar algo.

> Mira también estas frases célebres de superación personal <

Si cabe en tu imaginación, significa que puedes convertirlo en realidad.

Solo puedes adivinar tu futuro si lo labras con tus propias manos.

Que otra persona diga que es imposible, no significa que sea imposible.

Fracasar mil veces. Seguir intentándolo. Acertar una. Esa es la verdadera suerte.

Una vida sin sueños es una vida perdida.

Con frecuencia, esos que se hacen llamar realistas no son más que gente que ha fracasado porque no luchó lo suficiente. No permitas que sean ellos los dueños de tu realidad.

En una sociedad tan cambiante, estás condenado a perderlo todo si te quedas quieto.

Si trabajas en algo que te apasiona, serás infinitamente más feliz.

Planea menos y vive más.

Invierte tu tiempo en cosas que te hagan sonreír.

Voy a lograrlo y punto.

En momentos de gloria, tendrás mucha gente a tu alrededor; en momentos de penumbra, tendrás amigos de verdad.

En esta vida hay dos tipos de sueños: los que se sueñan y los que se cumplen.

Imágenes con frases de motivación personal

No esperes a ser feliz cuando triunfes. Si eres feliz ahora, ya has triunfado.

Aunque ese camino ya no esté disponible, tienes mil más para escoger.

A mí la gloria me da igual; es mucho mejor que te admiren por ser buena persona.

Olvídate de toda esa gente que intenta frenarte. Aquellos que nunca han logrado nada suelen subestimar tus capacidades; en cambio, esas personas que alcanzaron el éxito te alentarán para que tú también lo consigas.

Sabrás que tienes éxito cuando cada mañana te despiertes con ilusión y una sonrisa.

El que vence es porque jamás se ha rendido; el que se rinde jamás podrá vencer.

El talento no nace con nosotros; tenemos que crearlo con fuerza de voluntad y mucha, mucha dedicación.

Párate un minuto para cerrar los ojos, respirar y retomar con más fuerza aquello que estabas haciendo.

La peor equivocación en la que puedes caer es obligarte a sentir pasión por aquello que no te apasiona nada.

La fórmula del éxito consiste en mezclar un miligramo de talento con una tonelada de voluntad y trabajo duro.

Un error es la excusa de un fracasado, y la motivación de un vencedor.

Antes de pulir los defectos de otros, pule los tuyos propios.

El amor no entiende de serenidad. Es más bien una montaña rusa de sentimientos y emociones, un huracán de pasión y odio, de dolor y felicidad.

Liderar no consiste en mandar, sino en apoyar e involucrarse con los tuyos hasta el final.

Tu genialidad no servirá de nada si pretendes enfrentarte al mundo tú solo.

Piensa bien tu próximo paso, porque podría alejarte del destino al que tanto deseas llegar.

Deja de lamentarte por todas las oportunidades perdidas y ve a la caza de todas las que aún no se han presentado.

Aunque te acuestes sin esperanza, desfallecido, tienes a la espera la llegada de un nuevo día.

Si te parece fácil, es porque necesitas más ambiciones.

Un cliente satisfecho implica un trabajo bien realizado.

El éxito no es cuestión de suerte, es cuestión de esfuerzo.

Deja de intentar superar a los demás y empieza a superarte a ti mismo.

Lo que más nos hace sufrir es tener más de un camino y no saber cuál elegir.

Tomar una decisión es difícil, pero ponerla en práctica lo es todavía más.

> Lee también: Frases de la vida cortas para reflexionar <

Un buen líder no elige a un equipo para enseñarle, sino para potenciar el talento de quienes lo forman y aprender de ellos.

Lo que debe motivarte no es el éxito material, sino dejar una huella en la humanidad.

No existe lugar para el fracaso; tarde o temprano llegará tu momento.

Pensamientos y frases de motivación laboral

Soy optimista no por querer ganar siempre, sino por no tirar la toalla cuando pierdo.

El único límite que puede frenarte es tu miedo a no lograrlo.

Si construyes recuerdos bonitos, al final de tu vida tendrás una gran película que ver.

Para despuntar frente a los demás, tienes que saltarte las normas, explorar lo inexplorado.

El esfuerzo que vas a dedicar para estar feliz es el mismo que para estar deprimido. ¿Qué prefieres?

Para convertirte en quien quieres ser, primero debes saber quién quieres ser.

Si ya no tienes poder sobre el pasado, ¿para qué preocuparte por él?

Da más de lo que recibes… y te sentirás lleno.

La gente que no disfruta con su trabajo esta tirando la mitad de su vida por la borda.

No ganarás por ser más listo que los demás, sino por adaptarte a las circunstancias más rápido que ellos.

Los objetivos no sirven de nada si no trabajas para cumplirlos.

Cuanto más fracases, más cerca estarás de la victoria.

La clave del éxito no solo consiste en conocer el objetivo, sino también el camino para llegar hasta ahí.

Disfruta escalando la montaña, porque cuando llegues a la cima puede que te aburras.

No hay nada más tóxico que pensar que lo has conseguido todo, que no te queda nada por hacer.

Por encima de cualquier victoria, de cualquier gloria, se encuentran el honor y la humildad.

Ser guapo está bien. Ser honrado es maravilloso.

Si tienes una idea que no te permite dormir, es una idea por la que merece la pena luchar.

Las estadísticas están para romperse.

Los emprendedores no solo tienen ideas, también tienen las herramientas para convertirlas en algo material.

Las batallas fáciles no harán que te desarrolles personalmente.

Los cambios nos favorecen cuando aprendemos a adaptarnos a ellos.

Existe algo peor que equivocarse: no intentarlo.

Donde no llega la razón, buena es la intuición.

¿Por qué son tan importantes estas reflexiones motivadoras?

Todos los pensamientos que pasan por tu mente influyen de forma muy notable sobre tu actitud, y por lo tanto también sobre tus aciertos y errores en la vida.

Hay muchas ramas de la psicología que coinciden en que una sola frase, un titular de una noticia o incluso una imagen pueden condicionar nuestras emociones para el resto del día. De hecho, se ha demostrado que con pensamientos motivadores y creyendo en nosotros mismos, no solo mejoramos nuestro estado de ánimo, sino que en nuestro cerebro se crean nuevas conexiones neuronales que previenen numerosas enfermedades neurodegenerativas.

Es lo que se conoce como efecto Pigmalión: con unas palabras que aumenten nuestra autoestima no solo cambiaremos nuestra conducta a mejor, sino que nos hará más positivos y nos acercará un poco más al éxito.

Consejos para utilizar bien los pensamientos de superación personal

Al principio del artículo he recogido frases de motivación de todo tipo (personal, laboral…), de forma que hayan varias con el tipo de estímulo que necesitas ahora mismo.

Lo primero que debes hacer para motivarte, es escoger las cuatro frases cortas que más te gusten y escribirlas en una libreta. Recuerda que son pensamientos de otras personas (personajes históricos, emprendedores, filósofos…) que también tenían sueños, miedos, ilusiones y dilemas internos por resolver, pero ante todo, no se quedaron de brazos cruzados.

Por ello, debes sentir que estos proverbios conectan con tu forma de ser, que se amoldan a tus circunstancias personales y a aquello que deseas lograr.

El fallo de aquellos que leen frases motivadoras es precisamente que las leen una vez, reciben un chute de ánimo y al cabo de un rato se les pasa, por lo que pierden toda su efectividad.

Ahora es el momento de que empecemos a trabajar esas frases para que redunden de forma positiva y permanente sobre tu conducta. Para ello, emplearemos la técnica de autosugestión y seguiremos los siguientes pasos:

  • Elige las frases que más te motiven según tu carácter y la etapa que estás atravesando actualmente, ya que necesitas una fuente de inspiración que recargue tus energías y recupere tu ilusión. Estas reflexiones serán tu nuevo mantra.
  • Cada día, nada más levantarte, dedica tan solo 5 minutos a meditarlas y asimilarlas. Para ello, debes adoptar una postura cómoda (por ejemplo, tumbado en el sofá). Inspira y espira poco a poco, vaciando tu mente de todos los pensamientos y sintiendo cómo el cuerpo va eliminando la tensión. Ahora escoge una frase y recítala internamente varias veces. Olvídate de todo lo que te rodea y céntrate únicamente en ese mensaje que estás meditando.
  • De nuevo, inspira y espira, sonríe y sigue este proceso diariamente durante un mes, preferiblemente por la mañana y por la noche. ¡Te sorprenderás de los resultados!

Y hasta aquí esta lista con frases de motivación personal. Si quieres, puedes aportar las tuyas más abajo, o leer muchas más en la categoría de motivación.

Comenta lo que quieras

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: No tienes permiso para copiar ningún fragmento de texto. Si no quieres recibir una denuncia, enlaza a la fuente original o no lo plagies.