Frases de deporte motivadoras

Da igual a qué deporte te dediques: tenis, pádel, baloncesto, automovilismo, fútbol, etc. Alcanzar el éxito en cualquier disciplina requiere mucho trabajo y dedicación. Así es como lo han logrado Roger Federer, Valentino Rossi, Lebron James, Leo Messi… En este artículo hemos seleccionado para ti las mejores frases de deporte motivadoras con el fin de que indagues en la mentalidad de los deportistas y te sirvan para superarte, especialmente si estás pasando una racha difícil.

Hacer ejercicio de forma habitual no solo es bueno a nivel físico, sino también psicológico. En la siguiente lista verás un listado de frases cortas que han salido de la boca de deportistas y que revelan cómo fue su forma de pensar para cumplir sus sueños.

Además, puedes usar estos pensamientos de varias maneras:

  • Para resistir y animarte cuando tengas intención de rendirte. Ten en cuenta que estas reflexiones sirven tanto si eres deportista como si no.
  • Conocer los valores y los pensamientos más profundos de los deportistas de élite para aplicarlos en tu vida diaria.
  • Como forma de motivación si atraviesas una mala etapa.
  • Para conocer más a fondo a tus ídolos. Cristiano Ronaldo, Marc Márquez, Michael Jordan, Mohamed Ali o Rafa Nadal. ¿Qué pasó por sus mentes y cómo puedes aprovechar sus consejos?

No me entretengo más, a continuación podrás leer unas cuantas imágenes y frases motivadoras. Las he añadido aleatoriamente, así que te sugiero que las veas de la primera a la última.

Frases de motivación deportiva para animarte

Los campeones también son derrotados, lo que pasa es que nunca tiran la toalla.

Trabajo duro, estrategia, disciplina, entrenamiento físico y mental son los ingredientes para ganar un campeonato.

La preparación física es una ventaja, pero la fortaleza mental es un arma que te hará invencible.

Que sea complicado no quiere decir que es imposible.

No abandonar y mejorar cada día, son las claves del deporte.

Una limitación se supera cuando la borras de tu mente.

Creer que la única opción es el error, provocará que te equivoques.

Olvídate de tus temores y sigue con el corazón el camino hacia tus sueños.

A pesar de que te equivoques, compórtate como si no existiese el fracaso.

Optimismo, dedicación y adaptación a los nuevos tiempos son tres ingredientes para convertir la dura derrota en una aplastante victoria.

Puede que tengas menos talento que tus rivales, pero entrenando duro e insistiendo puedes llegar mucho más lejos que ellos.

Si no crees en ti mismo, no lograrás nada.

Nunca podrás derrotar a aquél que no desiste.

Siempre habrá un deporte para ti.

He fallado un montón de penaltis. He perdido cientos de encuentros. Hasta mi equipo me dio su confianza en instantes determinantes y perdimos por mi culpa. Por eso y mucho más he logrado el éxito.

Mi entrenamiento fue un suplicio, pero jamás me rendí, porque pensé “lo pasaré mal hoy, pero el día de mañana seré todo un campeón”. —Muhammad Ali.

Un amante de su trabajo se levanta incluso esos días que le apetece desconectar del mundo.

El futbolista puede ser clave por su talento, pero sin los demás jugadores el equipo se desmorona.

Para sentirte bien debes ser humilde y respetuoso con los demás.

Siempre lucho cada punto, corro aunque no pueda llegar a la pelota e intento ganar el partido. Si no, ¿para qué iba a dedicarme al tenis?

Tómate la equivocación como una oportunidad para crecer personal y profesionalmente.

Que si vas muy liado, que si no tienes tiempo, que si ya eres mayor… todo son excusas para débiles.

Los límites no son más que una barrera psicológica que te impide avanzar.

La motivación es imprescindible en el deporte, pues sin ella, no se puede superar los obstáculos que te cortan el camino.

Duele sentirse frustrado; pero más duele sentir que no lo has intentado.

Cuando tengas dudas o quieras dejarlo todo, acuérdate de la ilusión que tenías el día que empezaste.

Recuerda siempre cuál es tu objetivo.

No te detengas hasta que estés satisfecho.

El enemigo que más debe atemorizarte son tus pensamientos negativos.

Piensa que fallar un penalti es un maestro del que aprender y te habrás acercado un poco más al gol.

El entusiasmo es el primer pilar de la motivación.

Saber perder es el primer paso para aprender a ganar.

Ser una estrella vale para ganar un partido. El compañerismo, la conexión con tus compañeros y la táctica valen para ganar un torneo.

A la cima no se llega de un salto, sino poco a poco, con mucho esfuerzo y afán de superación.

Triunfar no significa ganar sin parar. Triunfar significa esforzarte cada día, divertirse trabajando, darlo todo y amar el deporte o aquello a lo que te dediques. Triunfar es estar alegre. —Rafa Nadal.

El esfuerzo es más efectivo que el talento, especialmente cuando el talento no se esfuerza.

Mi vida hubiese sido completamente distinta si no hubiese perseguido mi sueño. —Valentino Rossi.

Tu mayor adversario está enfrente del espejo.

Desde el primer partido trato de superar mi récord de goles.

No existe mejor motivación que la que te inyectas tú mismo.

La victoria es para los que nunca se rinden.

¡¡¡Siiuuuu!!!

El secreto para convertir un sueño en realidad es la constancia.

Esa gente que te dice “jamás lo lograrás”, es la gente que se morirá de envidia cuando lo logres.

Fallar es la mejor lección para avanzar un poco más hacia la meta.

Cada mañana es una oportunidad para enfrentarme a nuevos retos.

No permitas que las críticas de una persona te hagan rendirte. Intenta aprender de ella y utilízala a tu favor para mejorarte.

Para ganar un torneo no hay que pensar en la final, sino en el próximo partido.

Si no tienes seguridad en ti mismo, tu mente te guiará automáticamente a la derrota.

Si fallas en la preparación, tu carrera está condenada al fracaso.

Has avanzado mucho. Intenta dar otro paso. Uno más. Uno más…

El camino hacia el éxito es muy lento, mientras que el camino al fracaso es extremadamente rápido.

Cuando de verdad quieres luchar por ello, buscas una solución. Cuando no es así, buscas una excusa.

Mis récords solo me sirven para volver a batirlos.

En mi vida de adulto siempre he actuado creyendo que es verdad.

Convierte en retos cada una de tus dificultades.

Por muy difícil que parezca, cuando lo logres te darás cuenta de que mereció la pena.

El éxito consiste en ponerse en pie cuando los demás no pueden.

Para lograr algo, motívate y no dejes de perseguirlo. Así conseguirás lo que te propongas.

Déjate de excusas y ponte a trabajar.

Si sigues trabajando mejorarás, y solo así sabrás cuánto puedes mejorar.

¿Recuerdas a esa persona que decidió rendirse? Nadie la recuerda.

El instante perfecto para intentarlo es ahora.

Triunfar es ser capaz de convertir en posible aquello que creías imposible.

Cuanto más difícil te sea ganar, mayor será la satisfacción.

Alcanzar la meta solo es posible con sacrificio y mucho, mucho sudor.

Un deportista de élite no solo entrena su fuerza física; también entrena su fuerza de voluntad.

Cuando era un niño, mis padres me decían que tenía talento.

Para de criticar a tus compañeros por sus errores, y aporta un poco más al grupo.

Evitar caerte es importante, pero más lo es volver a levantarte.

La práctica es la base de un campeón.

Para cumplir tus objetivos, tienes que darlo todo incluso cuando estás deprimido.

Ese justo momento en el que deseas rendirte, es el momento en el que debes reunir toda tus fuerzas para seguir adelante.

Esperamos que te hayan servido estas bonitas frases de motivación deportiva. Si es así, ahora te sugerimos que veas más en la categoría de motivación personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *